Reseña: El espejo, de Paloma Luna Crespo y Manuel Mota Cadenas

¡Buenos días!

El espejo, una obra en busca de luz

 

 

ElespejoFICHA TÉCNICA

 

Autores: Paloma Luna Crespo y Manuel Mota Cadenas

 Nº de páginas: 610 págs.

 Encuadernación: Tapa blanda

Editorial:  Éride Ediciones

 

 

SINOPSIS

 

«Mi verdadero nombre es Sheladone. Soy habitante de Helkar, un lugar que está más allá del conocimiento humano. Toda la historia de este libro nació aquí, en mi tierra, aunque yo jamás pensé que tuviera que abandonarla por curiosear, por meterme en donde no debería meterme. Ahora, el Consejo de Helkaris –hombres sabios– me ha encomendado una importantísima misión que me obliga a ausentarme de aquí y, además, por lo que yo sé, esta misión es muy peligrosa. Una vez, hace mucho tiempo, viví en la Tierra donde tú, lector, estás ahora. Era un tiempo amable. Los animales, los bosques, los mares eran parte de todos. El amor reinaba por doquier. Aconteció que «la sombra de la Sombra» se fue abriendo paso en la conciencia de los hombres, que prefirieron poseer en vez de dar, y así el egoísmo reinó y la Sombra se fue extendiendo tanto que nos vimos obligados a huir. Nos trasladamos a Helkar, aunque la nostalgia aún empaña nuestra alma.»

 

Sweet Poppy y su opinión

 

En la introducción aparece Aradín junto a la princesa Sumurrud, y en ese momento no sabemos nada sobre ninguno de los dos, en una situación en la que él parece estar rehuyéndola, ya que, por alguna razón que desconocemos, la princesa se ha portado mal con Aradín y este no cree en la sinceridad que muestra ella en ese preciso instante. Pero ¿por qué pasa todo eso en la introducción? Realmente no lo vamos a saber hasta que no avancemos unos capítulos más en los que descubriremos quién es la princesa y cómo fue su historia con Aradín.

Todo comienza con Sheladone, habitante de Helkar, al que se le encomienda una misión muy peligrosa, es por ello por lo que una luminosidad en forma de anciano los separa en dos. Por un lado, Shela, que debe ir a la Tierra, pero al pasado, no al tiempo actual; y Done, en Helkar pero en una dimensión distinta. Esto ocurre porque hay algo ahí fuera, que parece ser una sombra y quiere destruir lo que ellos han construido, por eso el Consejo de Helkaris confía en Sheladone para que lo solucione.

Esta historia larga, contada por Shela y Done, nos lleva a una dimensión llena de fantasía, con personajes muy bien descritos y perfilados. Además, muchos de estos tienen algo que los hace especiales;  por ejemplo, el colgante Kínope y su poder mágico.

A pesar de ser una obra escrita por dos autores, no se percibe en qué parte escribe uno y en cuál el otro, algo increíble y complicado.

 

Sin duda, recomiendo esta obra a todo el mundo porque es muy buena, por eso no puedo decir ningún aspecto negativo, todo es positivo. Ojalá tuviera más difusión y pudiéramos verla en los escaparates de grandes librerías.

 

 

Por último, me gustaría agradecer a Éride Ediciones por colaborar con el blog.

 

 

Tened un feliz lunes.

Vía | Éride Ediciones

Galería | Éride Ediciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *